sábado, 8 de junio de 2013

Armonía.





A media luna, 
como entre dos aguas 
en un espacio atemporal,
creado por palabras...
Se encuentran las almas,
para vibrar al unísono... 
Entonces, el mundo se erotiza,
y un Todo, callado,
silencioso y sutil,
se manifiesta.

Inspirado en el libro Todo No Teminó
de Silvia Salinas

2 comentarios:

andré de ártabro dijo...

..Y yo estoy totalmente de acuerdo.
Besos.

César dijo...

Y a veces también un mundo creado por silencios..